Magazine

Anunciate aquí
economia

¿Se acabarán los viajes del Imserso? Pues las consecuencias podrían ser muy negativas

0 comentarios

imserso.jpg

El Gobierno ha anunciado una rebaja de las ayudas para los viajes del Imserso, que para 2012 alcanzará el 24%, y que pone en duda la continuidad de este programa de vacaciones para las personas mayores en los próximos años. Lógicamente la situación económica actual y los recortes que afectan a otras muchas partidas presupuestarias se ponen de manifiesto también en los fondos destinados a este programa.

Con la necesidad de priorizar el gasto público parece razonable que se reduzcan las ayudas al ocio, pero detrás de este programa de vacaciones hay más implicaciones económicas de las que parece y su eliminación podría tener consecuencias bastante más negativas de las que se podría pensar en principio.

Anunciate aquí

Ayuda contra la estacionalidad de los ingresos del turismo

Los ingresos del sector turístico suponen más del 10% del PIB pero el gran problema del mismo es su elevadísima estacionalidad, con lo que hace que la actividad en temporada alta sea enorme pero baja el resto del año. En muchas zonas turísticas los viajes de los progrmas del Imserso han servido para mitigar, de alguna manera, este inconveniente.

Los hoteles conservan una parte de la plantilla, el resto de hostelería de la zona también y, por supuesto, la actividad de las agencias de viajes y de los negocios vinculados (comercio, guías, atracciones turísticas, etc.) mantienen una actividad que. si bien es menor a la de la temporada estival, sirve para un sostenimiento mínimo de los negocios.

No es que las personas que se benefician de estos programas sean el turista tipo que mantiene a flote el sector, pero en las peores épocas del año aseguran una actividad mínima que evitan una mayor destrucción de empleo y de la actividad empresarial en esas zonas.

¿Qué ocurriría si se cierra el programa?

El fin de los viajes del Imserso podría ser un duro golpe para esas zonas. Supondría un cese de la actividad de muchos negocios, que acabarían funcionando sólo en época estival. Pero esto no sólo afectaría a estas empresas y a sus trabajadores sino que supondría una merma en los ingresos del Estado a través de la recaudación de impuestos y de cotizaciones a la Seguridad Social derivada de esos ceses.

El presupuesto que destinaba el Gobierno para este programa era de 100 millones de euros, que se reducirá a 75 en 2012. ¿Es esta una inversión que no se recupera directa o indirectamente?

Teniendo en cuenta que los viajes suelen tener como destino toda la costa oriental (desde Andalucía a Cataluña) y las islas (Baleares y Canarias) y que la Confederación Española de Hoteles y Alojamientos Turísticos (CEHAT), en la que están englobados las asociaciones de Mallorca, Menorca, Eivissa y Formentera, ha manifestado que sólo en Baleares se dejarían de ingresar más de 35 millones de euros, con esta reducción podemos imaginarnos que la inversión del Estado sí se recupera y el daño de hacerla desparecer es mayor que el efecto de mantener estas ayudas.

No se trata, por tanto, de reducir el gasto por motivos de imagen, podríamos decir que no sería normal que se siguieran subvencionando las vacaciones de unos pocos mientras se recortan otras partidas importantes. La cuestión es que el Estado y la sociedad recibe mucho más de lo que gasta por este concepto y eliminarlo será muy negativo.

En Actibva | La subida de IVA amenaza al sector turístico
Imagen | olgaberrios

Todo sobre turismo turismo

+ Deja tu comentario

Síguenos

Newsletter

Destacados

Encuestas

Herramientas Actibva - Gestiona tus finanzas personales con eficacia