Magazine

Anunciate aquí
ahorro

Depósitos en divisas: ahorro en otra moneda

3 comentarios

Depósitos en otras monedas

Los depósitos en divisas son iguales a los depósitos tradicionales, la única diferencia la encontramos en que la operación se realiza en una divisa diferente a la divisa nacional. De un tiempo a esta parte, las entidades bancarias ya no suelen ofrecer de manera tan habitual este tipo de productos, debido a una de las desventajas de su principal característica: la operativa en divisas, donde el tipo de cambio puede bajar considerablemente la rentabilidad del producto.

El tipo de divisas más habituales en este tipo de depósitos son la libra esterlina (Reino Unido) y el Dólar Americano (Estados Unidos), aunque también se utilizan otras divisas como el Yen (Japón) o el Franco Suizo (Suiza).

Anunciate aquí

Ventajas de los depósitos en divisas

Los depósitos en divisas están pensados para ahorradores de tipo conservador, que no quieran correr riesgos a la hora de contratar un producto de inversión para sus ahorros. Pero a pesar de que son igual de seguros que el resto de depósitos bancarios, no es un producto exento de riesgos, la fluctuación de los tipos de cambio. Tienen sentido principalmente para ahorradores cuyos ingresos provienen de países extranjeros, como podrían ser los jubilados foráneos en España o determinadas profesiones como los pilotos.

El propio mercado le reporta al cliente una serie de herramientas y mecanismos para asegurar su rentabilidad y protegerlo de las posibles pérdidas que pueden suponer los cambios en el tipo de interés de las propias divisas. Estos mecanismos pueden ser contratados con el propio depósito y son los denominados “seguros de cambio”. Este seguro permite garantizar el tipo de cambio de la divisas a la que está referenciada el depósito, durante todo el tiempo que lo tengamos contratado. Aunque pueda suponernos menos rentabilidad en el caso de que el tipo de cambio se mueva a posiciones ventajosas, también nos ofrece mayor seguridad ante posibles pérdidas.

Los costes no distan de los que podemos encontrar en un depósito bancario tradicional, principalmente, la comisión por cancelación anticipada, en caso de querer retirar nuestro dinero antes de terminar el contrato del depósito. También puede estar sujeto a la comisión de cambio de divisas que se devengará sobre el principal de la operación.

Puede ser un producto muy interesante para aquellos residentes en España de origen extranjero que cobran sus rentas en nuestros país en moneda extrajera distinta al euro.

Desventajas de los depósitos en divisas

La principal desventaja de los depósitos en divisas es que cuenta con el factor variable que ofrece el propio tipo de cambio, y que determinará los intereses del propio depósito.

Generalmente, este tipo de productos nos permiten mejor rentabilidad que otros depósitos, donde la rentabilidad puede llegar hasta el 6 por ciento, pero finalmente, todo queda a merced de los movimientos del mercado y de la propia evolución de las divisas. Nada nos asegura la buena rentabilidad del depósito, salvo que hayamos realizado un análisis del contexto económico y valoremos que se trata de un buen momento para invertir nuestros ahorros en divisas.

En actibva |Inflación y politica monetaria concentrarán la atención
Imagen | Manuel Delgado Tenorio

logo-iahorro-sm.jpg Eva Llorca es Editora en iAhorro.com, comparador de productos financieros
Si deseas publicar posts invitados como éste en Actibva, ponte en contacto con nosotros.
Todo sobre divisas divisas

Anunciate aquí
Anunciate aquí
+ Deja tu comentario

Comentarios

Síguenos

Newsletter

Destacados

Encuestas

Herramientas Actibva - Gestiona tus finanzas personales con eficacia